¿Tu hijo es mañoso para comer?

¿Tu hijo es mañoso para comer?

Si darle la comida a tu hijo se transforma en una pesadilla de todo los días, debes prestar a atención y considerar los diversos factores que influyen o intervienen, ya que puede ser desde una alergias o intolerancias alimenticias, hasta el rechazo por lo desconocido. Sigue los siguientes consejos.

Rol de los padres

Aunque suene extraño, los niños deben tener horarios. De hecho esto comienza desde la lactancia cuando a la madre se le indica alimentar al niño cada 3 ó 4 horas.  Es a partir de este momento en que se están inculcando hábitos de alimentación saludable.

Ahora responderemos algunas preguntas sobre por qué tu hijo es mañoso y cómo poder afrontar esta situación:

¿Por qué hay niños que parecen ser mañosos para comer.  Hay razones físicas o metabólicas para que un niño no quiera comer algún tipo de comida?

Se puede explicar por varios motivos, uno de ellos puede ser que el niño presente rechazo por desconocimiento del alimento. Esto suele ocurrir cuando los padres no varían la alimentación y frente a una nueva experiencia rechacen este alimento nuevo.  Para esto se recomienda introducir los alimentos que son rechazados, de manera paulatina y progresiva, es decir al principio solo como un ingrediente dentro de una preparación para luego introducirlo como alimento mismo. Con esta técnica el rechazo puede persistir hasta luego de 10 intentos (10 veces distanciadas en el tiempo) pero finalmente, lo común es que terminen consumiéndolo sin problemas.

Otro tema es el rechazo por aspectos fisiológicos, como alergias o intolerancias alimentarias; en estos casos el rechazo puede darse después de haber consumido parte del alimento y generar algunas reacciones físicas o fisiopatológicas como alteraciones gastrointestinales. Obviamente frente a esto, lo indicado es recurrir a un centro asistencia y en adelante suspender el consumo del alimento responsable.

¿Qué y cómo deben trabajar los padres el tema de los hábitos alimenticios de sus hijos? (horarios, cantidades, tipos de comida, etc)?

Aunque suene extraño, los niños deben tener horarios para alimentación formados siempre, por muy pequeños que sean. De hecho esto comienzo desde la lactancia cuando a la madre se le indica alimentar al niño cada 3 ó 4 horas.  Es a partir de este momento en que se están inculcando hábitos de alimentación saludable. Dependiendo de la edad del niño son los horarios de alimentación que debe tener.  Se establece que a partir de los 2 años el niño puede incorporarse a la alimentación del hogar, en relación a alimentos y horarios, es decir desde esta edad el niño debería consumir Desayuno, almuerzo, once y cena igual que un adulto, pudiendo incluir durante el día 1 a 2 colaciones (una en la mañana y otra en la tarde) dependiendo del estado nutricional del niño y del nivel de actividad que tenga el mismo. (Niños muy inquietos pueden necesitar colaciones para cubrir sus requerimientos energéticos). Los horarios deberían ser desayuno: 7- 8 de la mañana; almuerzo: 12- 13 horas; once 15-16 horas: cena 19-20 horas aproximadamente.  Cuando son pequeños, se debería tratar de hacer coincidir los horarios con los del resto de la familia, para ir incorporándolo de a poco a los hábitos familiares.

Respecto a las cantidades, un niño a partir de los 2 años debe tomar un desayuno compuesto por lácteos, cereales y fruta. El almuerzo debería contener ensaladas y postres de fruta, al igual que la cena y la once debería componerse de un lácteo más un cereal (pan, galletas, etc)

¿Qué sugerencias se les puede hacer a los papás para que el momento de las comidas sea un rato agradable?  ¿Es conveniente asociar las comidas con los temas lúdicos?

No es conveniente ni recomendable que el niño asocie el comer con instancias de juego y distracción. Considerando las cifras de patologías asociadas a malnutrición por exceso que actualmente aquejan a nuestra población, inculcar en los niños desde pequeños el hábito de comer con tranquilidad, en familia y consumir alimentos y preparaciones caseras saludables es fundamental. Esto no implica que no pueda ser un momento agradable para el niño, pero basado en la conversación y en compartir con el resto de la familia.

¿Qué comidas saludables y entretenidas podemos dar a nuestros hijos?

Si el niño es mañoso para comer, una idea es involucrarlo en la preparación de los alimentos o del escenario de la comida; dependiendo la edad que tengan, podemos pedirles que ponga la mesa de manera entretenida, que la decore en función de los comensales o que arregle las servilletas de manera diferente. Se le puede pedir ayuda en la preparación de las ensaladas por ejemplo (relevante si el niño tiene problemas al momento de consumir verduras), se le puede solicitar que mezcle distintas verduras y que forme figuras lúdicas con ellas y que las presente en la mesa (caritas de payasos, casitas, soles, etc) Pueden preparar jugos de frutas con mezclas de las mimas y el niño puede decorar los vasos con trozos de frutas. Esto también tiene un efecto positivo en el consumo de estos alimentos en niños que suelen rechazarlos

Si quieres saber más sobre este tema ve este video

 

Prev [Video] Ovo-donación: todas podemos ser mamás
Next Intoxicaciones muestran un aumento en menores de edad

2 Comments

  1. Se debe también considerar que los niños con condiciones del llamado “espectro autista” (ya sea autismo “clásico” o síndrome de Asperger) pueden ser selectivos con sus alimentos y esto fácilmente se confunde con el ser “mañoso”.
    Muchos padres cometen el error de forzar al niño a comer lo que “no le gusta” bajo estos alegatos:
    * “Tiene que acostumbrarse a comer de todo, nunca se sabe en qué desgracia se puede caer”.
    * “¿Y si me hace lo mismo en una casa ajena? En las casas ajenas tiene que comerse lo que le pongan sin chistar”.
    * “Cuando crezca y le toque que se lo lleven para el servicio militar no van a tener compasión con él”.
    * “A mí mis padres me enseñaron que si las piedras se comieran habría que comérselas”.
    * “Tiene que aprender lo que es pasar trabajo”.

    Reply

Leave a Comment