El blog de Catalina: Los niños “difíciles”

Hola mis queridos lectores, ¿cómo están? yo aquí leyendo sus comentarios. Me encontré con varias dudas sobre los mal llamados niños difíciles o inquietos, así que esta columna la dedicaré a hablar sobre ellos y cómo ayudarlos en esta tarea.

Como uds. saben yo tengo dos hijos y claramente los dos son muy distintos. A Martina le encanta jugar pintando, armando bloques o hacerles camas con pedazos de tela. En cambio, Seba es de esos llamados niños inquietos: a él le encanta ir al parque, subirse a los juegos, andar en su triciclo, en el Jardín Infantil él es el primero en participar en las actividades que las tías proponen, ayuda a alimentar a los animalitos de la granja, en fin, hacer cosas movidas y entretenidas.

A Martina no le gusta ir al mall o a lugares con mucha gente, se siente incómoda y generalmente aparecen las temidas pataletas en público. Seba, aguanta un poco más, pero de todas maneras no se sienten bien en lugares así, por lo que con mi marido hemos aprendido a no salir con ellos a sitios con mucha gente, a menos que sea estrictamente necesario.

Todos los niños son distintos y se comportan de maneras diferentes respecto a sus gustos y necesidades. Quizás sientes a tu hijo inquieto, pero a él no le gusta sentarse a ver televisión y prefiere ir al parque o jugar con algo que lo haga moverse.

Muchas veces sucede que necesitas salir con tu [email protected] a un lugar donde hay mucha gente, entonces ayúdalo conversándole a donde irán, qué harán, que se tiene que “portar bien” y así será más rápido el trámite y no se aburrirán.

Recuerda que pataletas, llantos, gritos, mordiscos y cualquier reacción “agresiva” ante un estímulo es porque tu [email protected] no se siente conforme o bien, hay algo que le está molestando y como padres, debemos estar atentos a eso, para así modificar nuestras propias actitudes. Muchas de las reacciones que nuestros hijos manifiestan es porque nosotros no estamos atentos a ellos y nos están llamando la atención.

¿Alguna vez tu [email protected] te ha dicho que no se siente bien yendo al Jardín o haciendo algo en particular? Si es así, pregúntale y conversa sobre lo que le pasa, quizás no se adapta a esa estructura porque tiene otras habilidades que no se las están potenciandoy así llegamos al temido aburrimiento.

Es muy delicado etiquetar a los niños como mordedores, como hiperactivos, antisociales, peleadores y un sinfín de apodos que van enseñándoles a tus hijos a sentir y pensar que son de esa manera.

No es que estemos hablando sobre el laissez-faire (o dejar hacer) sin una, como madre, inmutarse. Muy por el contrario, es aprender a guiar a tu hijo según sus habilidades.

Aprende de tu hijo también, los papás no sólo estamos para enseñar, sino también escucharlos y ayudarlos a vivir felices. Muchas veces son ellos quienes nos dan lecciones de vida a nosotros.

Y tu, ¿qué piensas de los mal llamados niños inquietos?

Recuerda que puedes hacerme llegar todas tus dudas, sugerencias a [email protected]

Sigue leyéndome

Dejar a los hijos en el Jardín

La Difícil tarea de dejar que nuestros hijos se equivoquen

Cómo ser mamá y no dejar de ser mujer

Prev Especial Día del Papá: Los papás Carrusel
Next Huevos de duraznos en conserva

About Author

1 Comment

  1. Hola, soy mamá de Agustín Olivares que tiene 2 años y 3 meses hace una semana lo llevo al jardín pero resulta que todos los días pinisca a un niño le apreta la cara eso lo viene haciendo hace un tiempo noto que cuando hace eso es cuando está nervioso entonces se descarga así. Me preocupa en el jardín ya me insinúan que lo retire, me siento super angustiada por él. Agustín es super inquieto pero representa más edad de la q tiene habla bien avisa para ir al baño que niños a su edad no hacen a tenido buena salud. Necesito ayuda. Gracias

    Reply

Leave a Comment