Escuchar y hablar en la infancia

Escuchar y hablar en la infancia

aprenderTener una buena audición es fundamental para una adecuada adquisición del lenguaje y todo lo que esto conlleva. Incluso una pequeña pérdida auditiva, causada por una otitis o un tapón de cerumen, puede retrasar la adquisición del vocabulario y provocar dificultades en la articulación de las palabras. Por esta razón, cobra gran relevancia el diagnóstico oportuno de las pérdidas auditivas que pudieran presentar los niños a cualquier edad.

Las estadísticas dicen que 1 a 3 niños por 1.000 recién nacidos, podrían presentar algún tipo de sordera. Esto efectivamente es una realidad, sin embargo, en la actualidad es posible hacer diagnósticos precoces a los recién nacidos y tomar rápidamente las medidas que corresponden.
Afortunadamente, tanto el sector público como privado de nuestro país cuenta con tecnología que permite evaluar auditivamente a los niños desde las 24 horas de nacido, realizando los exámenes de
Emisiones Otoacústicas (EOA) y los Potenciales Evocados Auditivos de Tronco Cerebral. (PEATC), que son indoloros y descartan o confirman una posible sordera de forma inmediata.
Al precisar el diagnóstico de sordera, comienza una etapa de alta relevancia y de expectativas para el niño y su familia, que implica el aparataje -ya sea con audífonos o con un implante coclear- y la estimulación del lenguaje con un fonoaudiólogo capacitado en terapia auditiva verbal.

Las evidencias muestran que los niños estimulados tempranamente adquirirán el lenguaje en forma natural y progresiva. Así lograrán insertarse en la sociedad y alcanzar los hitos lingüísticos,
pedagógicos y sociales necesarios para su vida.

Sin embargo, también es importante tener en cuenta que un niño que nació con audición normal, puede tener una leve hipoacusia, por causas simples como una otitis; un cuadro que puede mejorarse con medicamentos o cirugía, con un pronóstico de recuperación altamente satisfactorio.

¿Qué deben saber padres y madres?

El diagnóstico precoz es altamente relevante, de bajo costo y resultados rápidos, por lo que es necesario realizarlo oportunamente. El adecuado manejo tecnológico y acceso a las terapias estimuladoras permiten que los niños sordos se desarrollen en todas sus facetas.

Aunque los niños tengan las pruebas auditivas realizadas de recién nacido con resultados normales, siempre los padres deben estar alertas a los siguientes síntomas que pueden ser indicadores de hipoacusia: habla demasiado fuerte, mira constantemente la boca del interlocutor, pide a menudo que le repitan los mensajes y confunde palabras que tienen fonemas semejantes, como ‘elegante’ y ‘elefante’.

 

Myriam Pinto S.M.
Fonoaudióloga, magister en audiología
Docente Universidad de la Frontera
Cantando Aprendo a Hablar

Prev RIE - Ayuda a los preescolares y su lenguaje
Next Concurso: Vamos al Musical "El Arca"

0 Comments

No Comments Yet!

You can be first to comment this post!

Leave a Comment