Los ronquidos en el embarazo pueden ser signo de hipertensión

Los ronquidos en el embarazo pueden ser signo de hipertensión

Durante la gestación, muchas mujeres que normalmente no solían hacerlo pueden comenzar a tener ronquidos mientras duermen. Es una de las molestias menos conocidas del embarazo, absolutamente inofensivas si no está asociada a otros síntomas y siempre que sea controlada, pues los ronquidos en el embarazo podrían ser signo de hipertensión, predisponiendo a mayor riesgo de  pre eclampsia

Así lo afirma un estudio publicado en el American Journal of Obstetrics and Gynecology, el mayor en su tipo, según el cual las mujeres que empiezan a roncar cuando se embarazan están en mayor riesgo de padecer de presión alta y enfermedades cardiovasculares.

Observaron que entre más de 1.700 mujeres embarazadas de más de 28 semanas de gestación, el 25 % empezó a roncar con frecuencia durante su embarazo, duplicando el riesgo de padecer hipertensión en comparación con las mujeres que no roncan.

Muchos factores pueden afectar la presión arterial, como:

  • Qué tanta cantidad de agua y sal uno tiene en el organismo
  • El estado de los riñones, del sistema nervioso o los vasos sanguíneos
  • Los niveles de diferentes hormonas en el cuerpo

¿Por qué se ronca más en el embarazo? Las hormonas de la gestación aumentan el flujo sanguíneo y la congestión nasal con una sensación de taponamiento y dificultad para respirar por la nariz sin estar resfriadas. Además, a medida que se va aumentando de peso durante el embarazo, se almacena algo de grasa alrededor de la garganta y cuello, lo cual provoca que las vías respiratorias se estrechen.

La postura al dormir también es clave. La embarazada suele dormir boca arriba y en esta postura es más común roncar. Para evitarlo, es mejor dormir de lado, preferentemente sobre el lado izquierdo para evitar que presionar sobre los vasos sanguíneos que llevan la sangre a los pulmones.

Los ronquidos pueden ser una molestia pasajera en el embarazo pero no se deben descuidar. Hay que informar al ginecólogo si los ronquidos se producen con frecuencia para descartar que estén relacionados a cualquier complicación como hipertensión, pre eclampsia o diabetes gestacional.

Te invitamos a leer otros artículos de nuestra sección de Embarazadas:

Mamá primeriza: cuando el parto se atrasa

Mitos sobre elegir el sexo de tu bebé 

Posiciones pre y post parto 

 

Prev Mininos, todo para tus hijos
Next No dejes de darles a tus hijos Nesquik endulzado con stevia

About Author

0 Comments

No Comments Yet!

You can be first to comment this post!

Leave a Comment