Mitos alimentarios durante el embarazo

por Bárbara Miranda
nutricionista
Vitale

mitoembarazo

La alimentación es uno de los procesos más importantes en el desarrollo, tanto físico como psíquico, durante todas las etapas del ser humano y cuando nos toca ser las responsables directas de ésta, en nuestro proceso de gestación, la preocupación o interés aumenta considerablemente.

Muchas veces nos preguntamos, qué es lo que tenemos que comer, cuánto y cuántas veces al día y muchas veces escuchamos o leemos información que no siempre resulta ser la más adecuada. Por lo mismo es que queremos desmitificar lo que alguna vez hemos escuchado o leído y no sabemos si es cierto o no.

1. “El Estado Nutricional y los hábitos alimentarios de la futura madre son factores directamente relacionados con la salud de la gestante y la de su hijo.”

VERDADERO: En la medida que la madre mantenga una alimentación adecuada y equilibrada previa y durante el embarazo, asegura una etapa de gestación mucho más saludable y exitosa que aquellas que inician un embarazo ya sea con carencias o excesos nutricionales.

Por lo mismo es importante revisar los hábitos alimentarios, de los cuales consideramos:

  • peso adecuado
  • suspender tabaco
  • suspender la ingesta de bebidas alcohólicas
  • alimentación variada y equilibrada

2. “Hay que comer por 2”

FALSO: Efectivamente durante el embarazo aumentan las necesidades nutricionales debido al crecimiento del feto, pero éstas no deben doblar el consumo habitual de la madre. Sólo se debe considerar tener en cuenta consumir alimentos ricos en hierro, calcio y ácido fólico que son los principales nutrientes deficientes en las dietas habituales de las mujeres embarazadas.

¿Qué alimentos lo contienen?

  • Fuente de hierro: carnes, huevos, lácteos y derivados. Y en menor cantidad legumbres, alcachofa, betarraga, espinaca y acelga.
  • Fuente de Calcio: Lácteos, quesos, yogurt y preparaciones que contengan leche de preferencia de bajo contenido graso.
  • Fuente de ácido fólico: las harinas son fortificadas con este mineral por lo tanto todo que contenga harina lo posee y las verduras de hojas verdes oscuras.

3. “No satisfacer los antojos durante el embarazo pueden dejar algún tipo de marca en el bebé”

FALSO: Los antojos o apetencias producidas durante el embarazo son producto de cambios hormonales producidos por la misma gestación, y no tienen ninguna importancia sobre el bebé si no alteran ni interfieren en una alimentación variada y equilibrada.

4. “Los vómitos o náuseas producidas durante el 1º trimestre del embarazo no se pueden controlar”

FALSO: Los vómitos o náuseas son producidos por cambios metabólicos que experimenta la madre durante los primeros meses de embarazo y si bien en algunos casos no se pueden evitar sí existen algunos consejos prácticos para disminuir su frecuencia:

  • Realiza comidas livianas, pequeñas y frecuentes respetando los horarios de las comidas.
  • Al levantarse en la mañana consumir alguna galleta, tostada o cereal seco.
  • Evitar beber agua o jugos ácidos en ayuna.
  • Evitar bebidas gaseosas que favorecen al hinchazón y reflujo.
  • Evitar el café y té que actúan relajando el esfínter esofagicogastrico superior favoreciendo el reflujo.
  • No beber líquido con las comidas.
  • Evitar olores de guisos o preparaciones culinarias que produzcan malestar.
  • Disminuir el consumo de alimentos o preparaciones que ricos en grasas y especies.
  • No recostarse inmediatamente después de haber ingerido alimentos.
  • Utilizar ropa que no apriete la zona abdominal.
  • Al momento de ingerir alimentos hacerlo sentada con la espalda recta no doblada.

5. “El té y el café disminuyen el grado de absorción de hierro”

VERDADERO: El té y el café impiden que el hierro se absorba y como las demandas de este mineral se encuentran aumentadas durante el embarazo se aconseja no beberlas en exceso y lejano a las principales comidas del día.

6. “Los postres de leche son más nutritivos que la fruta”

FALSO: La fruta y en especial los cítricos son la mejor alternativa de postre ya que producto del contenido de vitamina C que poseen, favorecen la absorción del hierro consumido en el Almuerzo o comida.

7. “La única fuente alimentaria de Calcio es la leche”

FALSO: Los principales alimentos aportadores de Calcio son además de la leche, quesillo, quesos, yogurt, flanes o postres que contengan leche, por lo que consumiendo cualquiera de éstos alimentos se cubren las necesidades de Calcio.

8. “Es habitual el estreñimiento durante el embarazo”

VERDADERO: Durante el primer trimestre y último mes de embarazo se producen ciertos cambios metabólicos que favorecen al estreñimiento, pero éste se puede manejar con algunas consejos alimentarios:

  • Ingerir suficiente líquido a lo largo del día favorece la hidratación del bolo fecal facilitando su expulsión.
  • Las bebidas tibias o calientes en ayuno favorecen el movimiento intestinal.
  • Consumir alimentos ricos en fibra siempre que sean bien tolerados.
  • No restringir severamente el aceite o alimentos que lo contengan como la palta ya que actúan como lubricantes sobre el bolo fecal facilitando su expulsión.
  • Caminar o realizar algún tipo de ejercicio ayuda a estimular el tránsito intestinal y evitar el estreñimiento.
  • No se recomienda el consumo de Aloe Vera ni durante el embarazo ni lactancia materna porque puede producir diarrea en el lactante.

9. “La ganancia de peso de la madre durante el embarazo depende del peso de inicio de embarazo”

VERDADERO: Dependiendo del estado nutricional al inicio de embarazo es que se determina la Ganancia de Peso Optimo (GPO), el cual ayudará a prevenir el desarrollo de una Diabetes Gestacional o por el contrario una Desnutrición Intrauterina. Pero como referencia el mínimo de ganancia de peso durante el embarazo es 7 Kgrs. Y un máximo de 12 Kgrs.

10. “No se puede beber té rojo durante el embarazo ni lactancia”

FALSO: El té rojo sí puede beberse durante el embarazo de forma moderada (máximo 4 tazas/día) sin provocar algún efecto secundario al bebé, por el contrario por sus propiedades saludables ayudan a la madre a recuperar el peso ayudando a eliminar el colesterol y triglicéridos, estimulando el tránsito intestinal y actuando como antidepresivo.

11. “ Las embarazadas o Nodrizas no deben consumir edulcorantes artificiales”

FALSO: Sí pueden consumir edulcorantes artificiales, lo importante es definir cuál de los que existen, es el que no posee efectos secundarios comprobables. El más recomendado por su origen natural directamente obtenido del azúcar es la SUCRALOSA, el cual es un sustituto natural del azúcar que no aporta calorías y no produce ningún efecto dañino para la salud.

Foto: nutricion.pro

Prev Literatura sobre los derechos de los niños y las niñas
Next Salmón con costra de sésamo tostado, puré de zapallo y berenjenas asadas

0 Comments

No Comments Yet!

You can be first to comment this post!

Leave a Comment