Virus Respiratorio Sincicial, la gran amenaza de los prematuros

Virus Respiratorio Sincicial, la gran amenaza de los prematuros

Los niños nacidos en esa condición son extremadamente vulnerables no sólo a sufrir la enfermedad, sino también a quedar con graves secuelas. Por esta razón, los especialistas llaman a prevenir ahora.

 El invierno ya está presente y también las enfermedades  respiratorias que afectan gravemente a los niños, especialmente a los lactantes. La más temida, el Virus Respiratorio Sincicial (VRS).

En prematuros–menores de 1 año- el VRS puede agravarse incluyendo hospitalizaciones e importantes problemas broncopulmonares. Este es también el grupo más afectado con las  secuelas que deja la enfermedad que en algunos casos puede tener resultado de muerte.

“El Virus Respiratorio Sincicial es el principal causante de hospitalizaciones por causa respiratoria en niños en el país con cerca de un 80%. Por esta razón, resulta tan importante prevenir a nivel general, pero especialmente en los prematuros que son el grupo de riesgo más extremo de tener una presentación de la enfermedad más grave  con el cual hay que tener más precauciones tanto en su prevención, consulta y tratamiento precoz durante estos meses de invierno” Así lo destaca el Dr. Alejandra Zamorano, Pediatra Broncopulmonar y Past President de la Sociedad Latinoamericana de Neumología Pediátrica (Solanep).

Los síntomas del VRS pueden comenzar como un resfrío común, a veces con fiebre y secreciones, no obstante, “los niños más pequeños especialmente los menores de 3 meses  y los prematuros son de mayor riesgo para presentar una enfermedad grave,  más severa, muchas veces con necesidad de hospitalización  incluso en Unidades Críticas,  por lo que hay que consultar rápidamente si presenta tos, decaimiento, rechazo alimentario, ruidos al pecho o fiebre”, comenta la doctora.

Para nuestros hijos el invierno es verdaderamente terrible, ya que no sólo lidiamos con las patologías propias de un niño prematuro, sino que también son más vulnerables a contraer enfermedades respiratorias, como el Virus Respiratorio Sincicial, que puede provocarles la muerte. Estamos muy preocupado, y más que nunca necesitamos que se nos escuche  y se proteja a nuestros hijos”, explica Romina Ruz, Presidenta de la Asociación de Padres Prematuros de Chile.

Cada año nacen en el mundo 15 millones de niños con distintos grados de prematurez. Chile no escapa a esta problemática, que está en aumento: según datos del Ministerio de Salud y el Instituto de Salud Pública, entre el años 2000 y el 2009 los partos prematuros en Chile crecieron de 14.275 (5,96% del total de nacimientos) a 18.097 (7,1 %), un aumento que corresponde a un 9,7%. De ellos, 3.600 niños son prematuros de muy bajo peso al nacer, los cuales deben recibir permanente atención y cuidados para asegurar un desarrollo pleno a lo largo de la infancia.

“Si tomamos en cuenta que el 75% de las muertes perinatales son por causas de la prematurez, cuidarlos y prevenir complicaciones luego de su nacimiento es imprescindible. Este es el caso del VRS, que requiere de permanentes medidas generales de prevención como el lavado de manos y evitar el contacto con niños y adultos enfermos.

En nuestro país, un grupo aún mas seleccionado de niños prematuros crónicos es protegido, durante el período invernal con una inmunización mensual para evitar sus complicaciones”, dice la pediatra  Ivonne D’Apremont, neonatóloga, subespecializada en Seguimiento del Prematuro en el Hospital Sótero del Río, Red Salud UC e integrante de Neocosur

El VRS en la actualidad no tiene vacuna. Existe una profilaxis con resultados muy positivos para la población de mayor riesgo, es decir, prematuros menores de 32 semanas de edad gestacional al nacer, con displasia broncopulmonar. No obstante no está cubierto por todos los sistemas de salud, existiendo, en la actualidad un programa gubernamental que inmuniza a alrededor de 400 prematuros extremos, del sistema público.

Pero para la doctora D’Apremont “esta cifra no alcanza a cubrir las reales necesidades de estos niños. Chile ha realizado un tremendo avance al estandarizar la mirada de los especialistas hacia este grupo de alto riesgo; sin embargo es urgente que el Estado avance en la transversalización de las políticas públicas, para que se hagan extensivas al área privada, en términos de cobertura en GES para los prematuros, de los programas de oxigenoterapia, vacunaciones e inmunizaciones especiales y acceso a la neurorehabilitación”.

Prev 3 aplicaciones para niños: la tablet como un instrumento de aprendizaje
Next [VIDEO] ¿Qué significa "corre como niñita"?

0 Comments

No Comments Yet!

You can be first to comment this post!

Leave a Comment